Un vuelo retrasado me dejó varado 12 horas en São Paulo. Aproveché la oportunidad y con cámara en mano, me decidí a salir a recorrer para probar el ritmo de esa interesante ciudad con su caos tropical y cosmopolita. Estas fotos son el registro de lo que fue ese recorrido por la Avenida Paulista, el Metro y el barrio Vila Madalena.